• Home
  • Tolerancia a sequía, agricultura de conservación, dos ciclos de cultivo, la fórmula del éxito en Mozambique

Tolerancia a sequía, agricultura de conservación, dos ciclos de cultivo, la fórmula del éxito en Mozambique

February 29, 2012

“Elevar la producción del campo de manera sustentable en Mozambique con maíz tolerante a sequía y agricultura de conservación” es el nombre de una iniciativa que patrocina la Agencia Estadounidense para el Desarrollo Internacional (USAID, en inglés) en que se combinan dos componentes del trabajo del CIMMYT: mejoramiento para tolerancia a sequía y manejo sustentable del suelo para mitigar los efectos del cambio climático.

En comunidades rurales de Mozambique se están realizando demostraciones de cuatro variedades, que fueron seleccionadas para tolerancia a sequía en Harare, Zimbabwe, y cuya semilla está siendo multiplicada por dos empresas mozambiqueñas: Lozane Seed y Dengo Commercial. También se están haciendo demostraciones de diferentes sistemas de siembra para las variedades: convencional (quema de residuos y movimiento del suelo), agricultura de conservación (AC), sembrando en huecos que se forman previamente en el suelo, con una vara o una sembradora manual, y dejando el rastrojo en la superficie. Los agricultores muestran bastante interés en estos métodos, aunque prefieren la sembradora manual y el espeque porque con estos la siembra se hace en menos tiempo.

Del 16 al 24 de febrero, científicos del CIMMYT, colaboradores de la Universidad de Tennessee y funcionarios de USAID se trasladaron a los sitios que abarca la iniciativa en las Provincias de Manica y Sofala, para efectuar un monitoreo de los avances de las actividades y evaluar la calidad de su implementación. Las demostraciones incluyen también siembra de maíz en rotación total con leguminosas, una técnica que no se había practicado antes. “Nunca se nos había ocurrido sembrar frijoles como cultivo único en rotación con maíz y estamos sorprendidos por el buen establecimiento de las plantas y por los rendimientos que se obtienen. Ensayaremos esto en nuestros propios terrenos el próximo ciclo”, comentó Raimundo Luis, agricultor de Sussundenga, Provincia de Manica.

Aunque el maíz es un cultivo alimentario básico en Mozambique, la mayoría de los agricultores siembran un solo ciclo, en la temporada de lluvias, de noviembre a abril. Sus rendimientos promedio son generalmente bajos, a menudo de menos de una tonelada por hectárea. Sin embargo, con la llegada de nuevas variedades, como ZM309, desarrollada por el CIMMYT, de polinización abierta y ciclo corto, los agricultores podrán cosechar su maíz en febrero, el mes del año en que las provisiones de grano disminuyen. Con la retención de residuos el suelo retiene más humedad y esto permite a los agricultores sembrar un segundo ciclo de maíz o leguminosas, que podrán cosechar en junio o julio.

Este sistema de cultivo garantiza la seguridad alimentaria de los agricultores, además de que si siembran otros cultivos ricos en proteínas, como leguminosas, tendrán una dieta más variada y una mejor nutrición. La aplicación de estos métodos reducirá también el riesgo de que pierdan sus cosechas y aumentará la productividad del suelo.