Curso nacional de agricultura de conservación en Wuzhong, China

October 19, 2014

Dong Liguo 

Las prácticas de la agricultura de conservación (AC), cuyo uso ha  ido en aumento en diversos países, son consideradas hoy en día  como precursoras de la sustentabilidad agrícola y la productividad  estable. El impacto positivo que ha tenido la AC en los recursos  naturales, así como su adaptación a los efectos del cambio  climático, es ampliamente reconocido como un combatiente clave  en la “revolución azul”

ultimo

Los Drs. Sidhu y Jat explican cómo funciona el nivelador láser; el Prof. Yuan Hanmin traduce.

Sin embargo, en Asia Oriental, la  revolución no ha empezado aún. Por  tanto, desarrollar capacidades es  vital para la adopción de la AC en  China y Asia Oriental. Para atender  las necesidades de la región, el  Programa Global de Agricultura de  Conservación (PGAC) del CIMMYT-China  diseñó e impartió por primera  vez un curso; el curso está relacionado  con la capacitación que sobre  esta tecnología se imparte a nivel  internacional y regional. Se realizó con  el apoyo de personal internacional del  CIMMYT, incluidos los investigadores  Ken Sayre, ML Jat, H. Sidhu y Jack  McHugh; y el Dr. Li Lingling de  la Universidad Agraria de Gansu  (GAU), el profesor Yuan Hanmin de  la Academia de Ciencias Agrícolas  y Silvicultura de Ningxia (NAAFS)  y Jiang Xiaolong de Syngenta. Con  duración de una semana, el curso se  llevó a cabo en la ciudad de Wuzhong,  Provincia de Ningxia, al noroeste  de China, y fue patrocinado por el  Gobierno de la Región Autónoma  Hui de Ningxia (NHARG), la Oficina  de Expertos Extranjeros, la División  Pecuaria de la Oficina de Agricultura  de NHARG, NAAFS y el PGAC del  CIMMYT-China.

Participaron 77 estudiantes  procedentes de diversas localidades  chinas, entre ellos investigadores  recién graduados de la Provincia de  Jilin, al noreste de Sichuan. Algunos  colaboradores del CIMMYT y del  Centro Australiano de Investigación  Agrícola Internacional hicieron un  largo viaje desde Shandong y Beijing  hasta Ningxia. Posgraduados de  Ghana, que estudian en GAU, hicieron  contribuciones importantes al evento.  También participaron 60 agrónomos y  técnicos de 25 estaciones de la División  Pecuaria de la Oficina de Agricultura,  cuatro mujeres de otras provincias y 15  de otros condados.

La importancia del curso y el  esfuerzo de las organizadores quedó  de manifiesto por la presencia de  funcionarios de alto nivel en la  ceremonia inaugural, como el titular  suplente de la Oficina de NHARG,  el director del Departamento de  Ciencias de la Oficina de Agricultura,  el presidente de NAAFS y el director  de la Oficina de Expertos Extranjeros  de NHARG. El temario del curso  incluyó conceptos generales de la AC y maquinaria en la India, México  y China; protección de las plantas;  nivelación con láser; calibración de  maquinaria en la práctica; manejo de  nutrientes; manejo de la compactación  del suelo; sistemas de producción con  AC; características físicas, químicas y  biológicas del suelo; y experiencias con  los ensayos permanentes en México.

Sayre, M. L. Jat, Sidhu y McHugh explicaron  los conceptos y beneficios de la AC, así como  las prácticas y herramientas que se necesitan  para aumentar la productividad de los  sistemas agrícolas.

Aunque el curso fue de solo una semana, su  planeación y preparación requirió de mucho  trabajo de muchas personas, durante varios  meses. El personal de la Unidad de Capacitación  y Educación Científica y Tecnológica de la  Oficina de Agricultura de Ningxia hizo un  extraordinario trabajo de logística (transporte,  alimentos y hospedaje para todos los asistentes).  El Dr. Lingling de GAU y el profesor Yuan  Hanmin, nuestros anfitriones del PGAC-China,  en el campus de NAAFS, hicieron un trabajo  excelente de traducción durante las sesiones, pese  a que algunos temas eran ajenos a sus disciplinas  y a que con frecuencia se trataron conceptos  bastante complejos. Fue un curso intensivo,  extenso, plurilingüe y con muy buena aceptación.  La respuesta por parte de los participantes fue  positiva y pidieron que se impartan otros cursos  con el mismo formato.